Brigadas de diferentes instituciones hacen denodados esfuerzos para liquidar

Personal de la compañía de bomberos, Gobierno Regional del Cusco, Ejército del Perú, serenazgo, Oficina de Gestión de Riesgos y Medio Ambiente de la Municipalidad Provincial de Paruro, así como de las municipalidades distritales de Colcha y Pillpinto trabajaron desde primeras horas de ayer en la extinción del incendio forestal que afecta aproximadamente 3500 hectáreas de pastos naturales.

El Gobierno Regional mediante la Oficina Regional de Gestión del Riesgo de Desastre y Seguridad (OGRDS) en la zona de emergencia, realizó las respectivas coordinaciones con las autoridades de primera respuesta. La labor multisectorial coordinada se concretó al tercer día de iniciado el fuego, las llamas se extendieron rápidamente por el material combustible, los fuertes vientos y la topografía agreste del terreno que impiden mayor eficiencia en las labores de liquidación. Dicha instancia también continúa en la zona de emergencia entregando agua, alimentos, rehidratantes, además, diferentes herramientas para los combatientes.

El siniestro inició en la comunidad campesina de Pampacucho (Colcha) donde más de 60 brigadistas de las instituciones de primera respuesta y comuneros de la zona, lograron el control del fuego que afectó 3000 hectáreas de cobertura natural, pero debido a la topografía agreste del terreno, fuertes vientos y material combustible, el siniestro se extendió hasta la comunidad campesina de Ccapa (Pillpinto) donde afectó otras 500 hectáreas. El domingo 6 de noviembre, durante todo el día, las brigadas continuaron intentando sofocar el fuego, pero no pudo hacerse debido a lo inaccesible y agreste de los cerros.

El director de la ORGRDS, Roberto Abarca León, sostuvo que, junto a las autoridades de los distritos involucrados, acordaron reiniciar los trabajos de mitigación con más de 50 brigadistas y personal de tropa del ejército. Asimismo, exhortó a la población a denunciar a los irresponsables ciudadanos que inician estos incendios que destruyen el ecosistema, dañan al medio ambiente y ocasionan grandes pérdidas en los medios de vida de la población.

El Centro de Operaciones de Emergencia Regional Cusco, continuará brindando el apoyo logístico con herramientas, alimentos y rehidratantes para los combatientes. Se encuentra en permanente monitoreo y realiza las respectivas coordinaciones ante las emergencias que se registran en la región.