Tras alerta lanzada por El Diario del Cusco la semana pasada

El Diario del Cusco  la pasada semana lanzó la alerta sobre el proyecto de Ley presentado por la bancada parlamentaria del partido Podemos que en la práctica pretende atentar contra el Patrimonio Cultural de la Nación, en ese sentido el Colegio de Arquitectos del Perú exhortó  al Congreso de la República retirar el proyecto de ley 837-2021, que establece un régimen especial para la formalización de ocupaciones informales, al poner en riesgo el patrimonio histórico y paisajístico de la Nación y promover la ocupación informal de terrenos del Estado.

La iniciativa legislativa presentada por Podemos Perú (PP) establece un régimen excepcional para la formalización de ocupación informal asentada, hasta el 31 de diciembre del 2015, en zonas históricas y/o históricas y en zonas de protección y tratamiento paisajista.

El Colegio de Arquitectos del  Perú añade que el patrimonio cultural y las zonas de tratamiento paisajista son bienes de todos los peruanos, que debemos poner en valor y recuperar. “La Constitución Política del Perú establece en su artículo 21 que los bienes culturales son inalienables e imprescriptibles, por lo que esta propuesta de ley estaría yendo en contra de la Constitución Política del Perú y atentando contra el interés general”, puntualiza el pronunciamiento.

En tal sentido, solicitó un pronunciamiento claro del Ministerio de Cultura, institución que debe proteger, recuperar e implementar estrategias para poner en valor el patrimonio conforme a la Ley 31304: Ley de reforma constitucional que refuerza la protección del patrimonio cultural de la Nación.

“Nos parece importante señalar que la propuesta de ley incentiva la continuidad de las mafias de tráfico de terrenos, al formalizar procesos que todos debemos combatir, las propuestas de Ley no deben tener intereses subalternos sino deben velar por los principios de sostenibilidad y habitabilidad adecuados”, subraya el documento.

Además, agrega que el proyecto de ley atenta contra todo marco regulatorio en temas de planificación urbana y adecuada gobernanza, yendo inclusive contra la Ley Orgánica de Municipalidades al crear un mecanismo nuevo para el cambio de zonificación. “De esta manera no podremos tener ciudades planificadas”, indica.

También señala que ante los problemas de déficit de vivienda y al riesgo que representa esta propuesta de ley para el desarrollo urbano sostenible, exhorta al Ministerio de Vivienda Construcción y Saneamiento a que implemente la Política Nacional de Vivienda y Urbanismo, trabaje los Reglamentos de la Ley de Desarrollo Urbano Sostenible y establezca estrategias para proveer de vivienda a la población más vulnerable con una visión integral y sostenible de ciudad.

COFOPRI  RECHAZA PROYECTO DE LEY

El Organismo de Formalización de la Propiedad Informal (Cofopri) manifiesta que no ha participado en la elaboración del proyecto de ley que establece un régimen excepcional para la formalización de posesiones informales asentadas en zonas arqueológicas y/o históricas y en zonas de protección y tratamiento paisajista.

Asimismo, subraya mediante un comunicado, que como institución respetuosa de las zonas que representan el patrimonio cultural y paisajístico del Perú, rechaza todas las acciones o intenciones que atenten contra los legítimos derechos de estas zonas que se encuentran amparadas en la Constitución y las leyes vigentes.

El Cofopri puntualiza que su papel, como ente formalizador, es ayudar a propiciar una cultura de respeto a las zonas arqueológicas. Por ello, no desarrolla acciones tendientes a formalizar, adjudicar o regularizar derechos sobre terrenos ubicados en zonas arqueológicas, históricas o de protección y tratamiento paisajista.

Añade que siendo una institución respetuosa de la ley está impedida de formalizar en dichas zonas, tal como lo señala su Manual de Procedimientos para la Formalización de Posesiones Informales (Mapro). Además aclara que cuenta con mecanismo de articulación y ejecución para estos casos.

Asimismo, el Cofopri indica que tiene la firme convicción de que la mencionada iniciativa no es pertinente si su máximo fin es el ordenamiento de la ciudad y la entrega de títulos de propiedad seguros.

El Cofopri asume el compromiso de velar por la intangibilidad de todas las zonas arqueológicas y paisajísticas que constituyen bienes culturales inmuebles que poseen valor científico e histórico que debemos proteger y conservar.